VEKA AG

Cómo elegir su ventana

El vidrio, principal complemento de la ventana

Cómo elegir tu ventana El vidrio, principal complemento de la ventana

El vidrio como principal complemento de la ventana no sólo permite la entrada de luz al interior de la vivienda, junto con el perfil, también juega un papel importante en el aislamiento termo-acústico y aporta seguridad a la vivienda.

Según su composición podemos hablar de:

Vidrio doble

Los dobles acristalamientos con cámara de aire son los vidrios aislantes térmicos más comunes. La cámara recomendada suele ser la de 16 mm en composición 4/16/4. Sin embargo, existen diversos grosores de cámara entre los 6 y los 20 mm. Cuanto mayor sea el grosor de la cámara, mayor será la capacidad aislante del vidrio, sin embargo, nunca se debe exceder de los 16 mm.

Triple vidrio

Para el triple vidrio la composición recomendada es 
4 /16/ 4/ 16/ 4 y 4/ 12/ 4/ 12/ 4. La capacidad aislante de este tipo de composición es mayor que la del vidrio doble.

Según sus prestaciones los vidrios se pueden clasificar en:

 

 

Vidrio aislante térmico

Es un tipo de acristalamiento que consta de una capa en la superficie del vidrio que se encuentra en el interior de la cámara y que es capaz de reflejar las radiaciones solares, minimizando así las pérdidas energéticas que se pueden producir a través del vidrio.
Además, existe la posibilidad incorporar la cámara de aire con gas, lo que permite mejorar el nivel de aislamiento térmico del vidrio.

Vidrio aislante acústico

El vidrio de aislamiento acústico absorbe las vibraciones y ayuda a limitar la propagación del ruido. Puede estar compuesto por dos vidrios con diferentes espesores; o por un vidrio simple y otro vidrio laminado que integra en su composición una película diseñada especialmente para absorber las vibraciones acústicas.

Vidrio de seguridad

El vidrio de seguridad puede ser de dos tipos, laminado o templado. Dependiendo de su uso, se recomienda uno u otro. El laminado se compone de dos vidrios unidos por una o más lamas de plástico y cuando se rompe, este vidrio se fragmenta en grandes trozos que permanecen unos entre sí. Sin embargo, al vidrio templado se le da un tratamiento térmico para que aumente su resistencia y cuando se rompa se parta en pequeños trozos.

Tanto las prestaciones térmicas, acústicas y de seguridad son aplicables a composiciones de vidrio doble y triple.