La importancia de la ventilación en una vivienda de arquitectura pasiva

Seguramente sea una de las partes de nuestro hogar a la que menos importancia le otorgamos pero, ¿sabes lo fundamental que es contar un buen sistema de ventilación? El no disfrutar de una buena ventilación no solo es perjudicial para la salud de los residentes (olores desagradables, ambiente cargado, problemas de respiración, aparición de moho, etc.) sino que, además, puede provocar deficiencias en los sistemas constructivos del interior de nuestro hogar. Por ello, en la arquitectura pasiva la ventilación es uno de los pilares.

 

” La arquitectura pasiva utiliza los recursos aplicando los principios bioclimáticos con un objetivo: ofrecer un consumo energético muy bajo. “

 

La ventilación en la arquitectura pasiva

En primer lugar, queremos que tengas claro que en una casa pasiva no es necesario recurrir a la ventilación natural, es decir, abrir las ventanas para ventilar. ¿Por qué? Porque en este tipo de viviendas la calidad de aire se logra con sistemas de ventilación con recuperación de calor y la temperatura de confort viene dada por el uso de cerramientos-aislamientos pasivos.

Si esta primera razón no te convence, te damos otra de peso: si tienes la certeza de abrir las ventanas en invierno, estarás desperdiciando energía porque estarás enfriando el edificio. Por otro lado, si mantienes las ventanas abiertas cuando fuera estamos a 30ºC, tu edificio se calentará. Por lo tanto, existen dos opciones o bien derrocharemos energía poniendo en marcha la climatización antes de tiempo, o bien tendremos un sobrecalentamiento que podríamos evitar”.

¿Cómo funciona la ventilación en una casa pasiva? En las viviendas de arquitectura pasiva se recurre a sistemas de ventilación mecánica (VMC), que además de ser sistemas más ecológicos (ya que al no abrir ventanas no hay oscilaciones térmicas y, en consecuencia, menor gasto energético) son sistemas más eficientes y saludables, que permiten renovar el aire interior y extraer el aire viciado.

 

arquitectura pasiva

 

¿Qué se consigue exactamente la ventilación mecánica?

Lo que se consigue con un sistema de ventilación mecánica es lo siguiente

  • Invierno: el aire nuevo recupera las calorías del aire viciado que extraemos de la vivienda, gracias a la presencia de un intercambiador térmico ( 92% de recuperación), ayudando a mantener la temperatura en la vivienda.
    Por ejemplo, cuando hay 5º C en el exterior y 20º C en el interior, el aire nuevo entra a 19ºC.
  • Verano: el aire nuevo que entra en la vivienda se enfría gracias al aire viciado que extraemos de la vivienda, gracias a la presencia de un intercambiador térmico ( 92% de recuperación), evitando el recalentamiento de la vivienda. Por ejemplo, cuando hay 30º¨C fuera y 21ªC en el interior, el aire nuevo entra a 22ºC solamente, refrescamiento en verano.

 

Además, el garantizar una correcta y saludable ventilación está protegido por el actual Código Técnico de la Edificación, ya que contempla la ventilación en los edificios como un medio para mejorar la salubridad del aire que respiramos y evitar condensaciones, tanto superficiales como intersticiales (entre los elementos constructivos).

En este sentido, el propio Código Técnico de la Edificación (CTE) recomienda la instalación de sistemas de ventilación o climatización que nos ayuden a tener un aire más limpio y sano, así como ahorrar energía, en línea con los nuevos requisitos para conseguir Edificios de Consumo Casi Nulo (ECCN).

Finalmente, queremos que tengas en cuenta que este tipo de ventilación pasiva requiere una mínima inversión de energía pero que se ve compensado por el mayor control de las condiciones internas de la edificación, pero conseguirás asegurar una aire de calidad y totalmente saludable.

 

Consecuencias de una mala ventilación

Las casas pasivas te garantizan un confort y calidad de vida de la que podrás disfrutar tranquilamente. Unas viviendas, que tal y como te hemos explicado en este artículo te ofrecen muchas garantías gracias a su sistema de ventilación y a la importancia del mismo. Pero que seas aún más consciente de su relevancia, queremos que sepas los riesgos de contar con una ventilación inadecuada en tu hogar:

 

  1. Sufrir la aparición de humedades de condensación y deficiencias asociadas
  2. Mala calidad del aire interior (exceso de humedad ambiental, de CO, CO2)
  3. Agentes patógenos en el aire interior

 

passivhaus

 

La calidad del aire interior y la salud

Hoy en día es fundamental llevar a cabo una satisfactoria ventilación de nuestras viviendas para evitar sufrir agentes nocivos como moho, humedades o virus como el Covid 19. Estos agentes nacen en su mayoría por la humedad relativa que haya en el aire. Tanto una humedad muy alta como una baja tienen consecuencias en la formación de bacterias.

Por eso, más que nunca con esta crisis sanitaria, crecerá la demanda en el mercado inmobiliario para casas que cuidan la calidad del aire interior a lo largo de todo el año mediante una arquitectura pasiva.

¿Cómo conseguirlo?

  • Se recomienda incrementar el volumen de entrada del aire fresco del exterior, para facilitar la disolución de las partículas nocivas.
  • Mantener la humedad entre el 40% y 60%. ya que las bacterias ó virús como el COVID sobreviven con más dificultad. para frenar el virus se debe mantener la humedad de los edificios dentro de esos parámetros.
  • En cuanto los filtros de los sistemas de ventilación, se recomienda aumentar el grado de filtración si el sistema dificultan la propagación del COVID.
  • Renovar con frecuencia los filtros del aire.
  • Los sistemas de ventilación con recuperador de calor también son seguros

 

Si quieres saber y descubrir más secretos y ahondar en el mundo passivhaus, visita nuestro blog.